[2016] CLUB SOCIAL Y DEPORTIVO URBANO

¿Debe influir el sitio en la materialidad y la tectonicidad del proyecto?
¿Qué influencia tiene el programa sobre los aspectos formales y espaciales del edifico?
¿Qué carácter debe adquirir el espacio público en relación al programa arquitectónico?
¿Cómo incorporamos los aspectos culturales e históricos de un sitio a la arquitectura y al espacio público?
¿De qué manera organizamos el programa para optimizar las situaciones e interrelaciones espaciales?
¿Cómo incorporamos el carácter dinámico de la ciudad a un proyecto de arquitectura?
¿Cómo incorporamos usos que en general se desarrollan en espacios abiertos al edificio?

Una vez comprendida la esencia y el carácter de un pueblo y su paisaje circundante a través del trabajo del primer cuatrimestre, en el segundo trabajaremos en el contexto de la gran urbe de Buenos Aires.

En general, la ciudad a sufrido un proceso de especulación inmobiliaria, densificación y gentrificación que ha ido afectando algunas de las características positivas de lo urbano, como la escala e identidad barrial. En este proceso han desaparecido muchas instituciones, entre ellas varios clubes de barrio. Esto ha ocurrido también por el uso masivo del automóvil y la posibilidad de ir a clubes de gran escala en las afueras de la ciudad, también por la falta de actualización de los clubes en cuanto a la oferta de actividades. La idea de este edificio es proveer a los vecinos de barrios de un espacio nuevo donde desarrollar actividades múltiples, concentrar usos sociales en un lugar que se convierte en el nuevo centro de ocio del barrio.

El arquitecto proyecta los espacios para el desarrollo de la vida cotidiana de las personas. Simplificando, observamos que las grandes categorías en las que podemos dividir nuestro devenir diario son:

Dormir (8 hs.) – Trabajar (8 hs.) – Ocio (5.5) hs. – Comer (2.5 hs.).

Después de 3 años de trabajar con el problema de la arquitectura en relación a los espacios dedicados al trabajo, este año comenzaremos un ciclo que tiene que ver con el opuesto, los espacios para el ocio.

Encararemos la temática pensando los lugares dedicados a las actividades lúdicas en la ciudad como potenciales renovadores de su contexto de inserción. La variedad de posibilidades que presenta el ocio hoy en día, desde la dimensión digital, el yoga y los deportes tradicionales, hasta actividades que tienen que ver con las subculturas urbanas como el skateboard o el ajedrez, convierten a la temática del ocio en un desafío proyectual de gran relevancia, que implicará un estudio programático como para determinar las diversas actividades que albergará el edificio.

Así el programa es un Club Social y Deportivo en donde se plantea un edificio de mediana complejidad acorde al Jury de A3, en donde hay un uso de estructuras de grandes luces junto a una estructura de dimensiones tradicionales y usos deportivos que no debían interferir con los usos sociales.

Se tomaron dos terrenos de características bien distintas; uno en Las Cañitas frente al boulevard Chenault y el otro en Once en la calle Boulogne sur Mer; el primero de doble con doble frente y el segundo de triple frente, uno con un gálibo de altura mayor que el otro.

EQUIPO DOCENTE
CARLOS GALINDEZ, MAX ROHM, OLIVERIO NAJMIAS, MAURO SUAREZ TORRICO, FERNANDO VIGNONIANDREA LESTARD, PATRICIA RONZONI, JULIETA CHESTER, MARIA CIVALE, NEVENA MILOSEVIC, LUCAS RIPANI
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s